Entender qué es el samadhi

Entender qué es el samadhi

  • Categoría de la entrada:Sin categorizar

Estudiante: ¿Cómo saber que la experiencia del samadhi no es un engaño más de maya?

Sesha: Uno de los aspectos más notorios de la experiencia del samadhi es que el fluir de la percepción se manifiesta de forma continua. La cambiante movilidad de la percepción, ese horrendo vaivén en el que la gente oscila de un sentimiento a otro, de una duda a otra, del miedo a la angustia, de la tristeza a la alegría, ese trajín se calma, se sosiega. Emergen unas certezas que, ante la cercanía del dolor, de la soledad e incluso de la muerte, mantienen la mente estable. Así, sabemos que la experiencia que estamos teniendo es válida porque las certezas que se allegan son más estables en el tiempo y en el espacio. La validez de lo real solo puede medirse en función de la estabilidad de la cognición. 

Estudiante: ¿Pueden los niños, considerando que su ego aún no está conformado, tener la experiencia del samadhi?

Sesha: Para entender qué es el samadhi hay que saber claramente qué es la Conciencia. La Conciencia es conocerme y conocer simultáneamente, es un flujo de saber que permite “saberme” y “saber” simultáneamente. Los niños “saben” pero no “se saben”. Los adultos “saben” y “se saben” pero diferencian una condición de la otra. La razón de ser del samadhi, la función de la Conciencia como ente rector de esa experiencia es que haya comprensión de sí mismos y comprensión del mundo de forma simultánea. Los niños tienen comprensión de su entorno pero la comprensión que tienen de sí mismos es muy precaria, es mínima. Por eso les es fácil, les resulta natural, estar abstraídos por el mundo en Observación externa, pero es muy poco frecuente que desde ahí puedan direccionarse a la No-dualidad, porque todavía no advierten la sensación de la propia identidad individual.