El estado de Concentración

El estado de Concentración

  • Categoría de la entrada:Sin categorizar

Cuando se permanece firme en la estabilidad de la información interna o externa que acontece en Observación, la cognición misma y la información percibida generan un salto hacia la simultaneidad objeto-sujeto; a dicha condición cognitiva simultánea se le denomina estado de Concentración. Cuando en el mundo interior la atención se sitúa en el estado de Observación, los pensamientos, los sentimientos, las emociones, y en general todos objetos mentales desaparecen. Si la atención se centra continuamente en el agente que atestigua la ausencia de pensamientos, y no en el vacío de pensamientos, entonces el sujeto de percepción (“exin”) se convierte en objeto de cognición de sí mismo (“saxim”). De igual manera, cuando la atención se fija en el estado de Observación externo, esto es, en la continuidad de objetos detectados sensoriamente que conforman la percepción externa, el sentido de sujeto desaparece. Cuando la atención perdura en dicho estado, madura una nueva forma de cognición en la que los objetos conocidos se reconocen simultáneos como sujetos de cognición de sí mismos. A dicha condición de simultaneidad sujeto-objeto que nace se le denomina estado de Concentración externa. La Concentración es un estado No-dual, a diferencia de los estados previos que son duales. En la Concentración no hay nexo causal entre conocedor y conocido, razón por la cual no se advierte karma.